foto Pájaros de verano

Pájaros de verano

Colombia, Dinamarca, México, 2018

Dirección: Ciro Guerra, Cristina Gallego.

Guión: María Camila Arias, Jacques Toulemonde. Fotografía: David Gallego. Música: Leonardo Heiblum. Producción: Ciudad Lunar Producciones/Blond Indian Films/Pimienta Films/Snowglobe Films/Films Boutique/Ibermedia. Elenco: Carmiña Martínez, José Acosta, Natalia Reyes, Jhon Narváez, Greider Meza, José Vicente Cote, Juan Bautista Martínez.

Duración: 125 minutos

Formato: digital

Los Wayúu son los hijos del viento y de la primavera. Son una nación con más de seiscientos mil integrantes y la primera fuerza indígena en Colombia. Su cosmogonía tiene fuerte relación con el territorio. Sus ideas del mundo les han permitido construir una identidad y una serie de principios, donde la mujer mantiene el linaje (un tipo de matriarcado) que cuenta con un papel de dominio. El Putchipü es el artífice y al tiempo la columna vertebral de la comunidad: traen y llevan la palabra, como el despliegue del viento y el mar. Esa base fundacional, de confiar en lo que se dice, les ha permitido sobrevivir luego de siglos como una cultura de diálogo.
Aunque la historia debe contar que también ha habido (y hay) muchas guerras entre ellos, sus familias y clanes. No obstante, se sostienen por creer en el “palabrero”, tanto que se considera un patrimonio de la humanidad y sus ejemplos de paz/paces han trascendido. Esas intimidades son las que registra como si fuera un documento etnográfico, esta película de Cristina Gallego y Ciro Guerra, cuya acción transcurre casi medio siglo atrás y donde la violencia se cruza con el tráfico de drogas. Y junto a la etnografía está el drama, una historia de familia donde se presume de potenciar el linaje y el honor. Hay un hombre que pretende que una niña-mujer sea su prometida, y de allí el énfasis de la película pasa a otro terreno: el cortejo entre ambos y las implicaciones de construir una familia.
Se trata también, como en otros films de Ciro Guerra (La sombra del caminante, 2004; Los viajes del viento, 2009; el más divulgado El abrazo de la serpiente, 2015) de un viaje y una experiencia audiovisual muy enriquecedores. Tras el considerable poderío narrativo, importa menos lo exótico de la historia que el ritmo sostenido y vibrante con que se la cuenta.
La película tiene el buen criterio de no idealizar las comunidades indígenas, pero la combinación de sus ceremonias y creencias con temas de índole macabra, deja en el aire algunas preguntas inquietantes, articulando sagazmente los principios de los Wayúu con su enfrentamiento a un fenómeno que no sólo los dañó a ellos, sino a todos los colombianos. Premio Ariel a mejor película iberoamericana, premio Platino a mejor dirección artística, premios Fénix a mejor película, música y actriz.

Trailer

Horarios

No hay más funciones.